Ibiza acogerá mañana una prueba piloto con test previo y código QR, la fórmula más eficaz para  evitar contagios​ en el ocio nocturno y rebajar la incidencia acumulada. Por el momento son especialmente las fiestas montadas por los jóvenes sin vacunas y sin respetar las reglas que provocan problemas.

Desde que hace ya más de una semana el Ministerio de Sanidad permitiera a las Comunidades Autónomas decidir acerca de la reapertura del sector del ocio nocturno y las condiciones a las que someter la misma, excepto Galicia y Navarra, las demás han optado ya por permitirlo, aunque todas ellas con importantes restricciones que hacen inviables las actividades y además son muy difíciles de hacer cumplir y de controlar.

Portugal aumenta incidencias rápidamente

Por otro lado, la dureza e intensidad de estas restricciones, principalmente aquellas que afectan al aforo y a los horarios de funcionamiento (la mayoría de comunidades obligan a los locales a cerrar entre las 2 y las 3h de la madrugada) están fomentando de manera indirecta la práctica del ocio nocturno ilegal (botellones fiestas ilegales), foco principal de la mayor parte de brotes y contagios derivados del ámbito social y que desafortunadamente se está consolidando cada vez más desde que el pasado 9 de mayo se levantara el estado de alarma y el toque de queda nocturno. Con Portugal en mente dónde el verano se ha estropeado por la variante Delta del Covid-19. Los alemanes, británicos y también España han puesto el país otra vez en el listado de país riesgo de variantes.

Desde SPAIN NIGHTLIFE  a la vista de los contundentes resultados del ensayo clínico llevado a cabo el mes de diciembre de 2020 en la Sala Apolo de Barcelona así como del estudio observacional del concierto piloto de Love of Lesbian celebrado el pasado mes de marzo en el Palau Sant Jordi de Barcelona, venimos insistiendo en la necesidad de someter el derecho de admisión a los locales de ocio nocturno a un test previo acreditando su resultado negativo a través de un cógido QR que evitaría falsificaciones o suplantaciones de identidad. Si además le añadiéramos a los locales cerrados aparatos de desinfección de aire y superficies, estaríamos consiguiendo un nivel de seguridad del 99'9% nivel de seguridad incluso superior al que existe fuera de los locales".

El miedo a otro verano perdido

El hecho que aumentan las incidencias otra vez en algunas ciudades españoles y mucho más rápidamente en el país vecino Portugal, hay miedo que este verano podría terminarse pronto otra vez. Ya que muchas personas menores de 30 años, los más afectados actualmente por el aumento de contagios y que nunca se harían un test, se lo van a hacer para poder acceder a su local preferido, lo que va a permitir detectar casos asintomáticos en una fase precoz de la cadena de contagios y se van a evitar muchos de futuros y, por otra parte de van a poder eliminar restricciones horarias y de aforo innecesariamente impuestas a los locales mejorando su rentabilidad pero a su vez también su seguridad".

El Govern Balear y La Asociación Ocio de Ibiza (AOI), adherida a Spain Nightlife, han acordado las condiciones de la prueba piloto que se celebrará mañana en Hard Rock Hotel Ibiza con su evento emblemático Children of the 80’s, como ensayo para avanzar en la desescalada del sector en la isla de Ibiza. El evento comenzará a las 7 de la tarde y finalizará a las 0h de la madrugada, con zona de baile acotada y contará con 1.500 asistentes, la gran mayoría trabajadores esenciales de la isla, los cuales deberán llevar mascarilla todo el tiempo