La pandemia y la consecuente nueva normalidad han sido capaces de trastocar muchos de nuestros planes. Sin embargo, y a pesar de las dificultades, cada vez son más las familias que reflexionan sobre sus planes reproductivos y que deciden dar un paso adelante. Una tendencia al alza que continúa atrayendo cada vez a más futuras familias gracias al prestigio de las clínicas, a la confianza que generan sus profesionales, y a la calidad de los tratamientos, que en muchas ocasiones también están disponibles en sus países de origen.

"Los pacientes buscan soluciones más allá de su país de residencia”, explica el doctor Joaquín Llàcer, director médico de las clínicas GeneraLife-Ginefiv, quien añade que "hemos notado que los pacientes buscan cada vez más la calidad de nuestros tratamientos y no sólo soluciones que no puedan encontrar en su país". Un incremento en el número de pacientes que ha sido posible gracias a las ventajas de la telemedicina y a la innovación tecnológica del grupo, en un momento particularmente complicado. “Incluso durante el confinamiento y gracias a la telemedicina, la actividad con pacientes internacionales continuó con las primeras consultas y con la preparación de los tratamientos que se reanudaron en cuanto se permitió viajar”, concluye el doctor Llàcer.

Razones para el crecimiento

Para el Dr. Pascual Sánchez, fundador y director médico del grupo “la clave de nuestro crecimiento ha estado en la forma de entender la medicina: ser muy potentes a nivel científico -lo que te garantiza buenos resultados-, pero sobre todo hacer una medicina muy humana. Basada en las personas y lo que necesitan. Si trabajas pensando en los pacientes, y qué es lo mejor para ellos y su proyecto de familia, es difícil equivocarse.” No menos importantes son los pilares de la innovación y el cuidado del medio ambiente, ambos esenciales para la compañía. Por otro lado, en cuanto al cuidado del medio ambiente, uno de los aspectos que más preocupa a los expertos es la huella de carbono de las empresas, un indicador de la cantidad de gases de efecto invernadero (GEI) que genera y emite una compañía.