sobrecalificado, candidato, candidatura, solicitud, empleo, trabajo, jobEn España hay muchos parados a los que no les faltan calificaciones académicas o de formación, salvo quizás la habilidad con los idiomas. De hecho la situación en España es la opuesta a la de muchos otros países: hay muchas personas sobrecalificadas y sobretituladas. Títulos, diplomas, cursos avanzados... los hay de sobra. Las calificaciones que nos faltan las podemos siempre compensar con más formación, pero las sobre-calificaciones, es difícil esconderlas – ¿O no?...

¿Que piensa una empresa de una persona sobrecalificada?:

  • Tu sueldo va a ser caro.
  • El reto no es suficiente para ti y rápidamente te vas a aburrir y ponerte a buscar otro trabajo.
  • Si no has encontrado nada con tantos títulos, algo raro te pasa.
  • Ya el hecho de buscar un trabajo peor pagado que uno podría conseguir da la sensación de que quizás el candidato puede tener un problema con temas de liderazgo y con ejecutar lo aprendido.
  • Un candidato sobrecalificado puede acabar frustrado/a y empezar a trasmitir esta frustración a su entorno.

Pero a pesar de esto, hay posibilidades reales de poder convencer y explicar bien la situación.

Sobrecalificado: ¡Tírate a la piscina! Así se hace:

  1. ¡No mientas! ¡Y no falsifiques tu Currículum! Los profesionales de selección de personal normalmente son muy buenos psicólogos y detectan muy bien irregularidades o respuestas no coherentes.
  2. Explícate. Dí en tu Currículum y en tu carta de motivación por qué estás mandando la solicitud a un trabajo por debajo de tu posición formativa y de un sueldo supuestamente inferior a lo que te mereces.
  3. Si el responsable de selecciónte dice que eres un sobrecalificado/a tienes que argumentar con convicción que el puesto te interesa muchísimo o que la empresa es muy importante y por ello renuncias al dinero que te corresponde, porque ves muchas posibilidades de desarrollo.
  4. Es importante dejar claro que no estás frustrado/a, que has elegido esta empresa y este puesto porque ves más posibilidades de desarrollo personal que en otras ofertas, a pesar de tus sobrecalificaciones.
  5. Ten en mente tu futuro. Por ello tienes que dejar claro que esperas que cuando haya pasado un tiempo y hayas obtenido buenos resultados en tu trabajo que te suban el sueldo y te den otras oportunidades de desarrollo dentro de la empresa. Siempre deja muy claro que tienes paciencia para llegar al éxito.
[Stefanie Claudia Müller]