Mascarillas de tela tienen que lavarse normalmente cada día para tener su función de protección. Aunque en muchos colegio y comercios se usan las mismas mascarillas durante varios días, en principio no es recomendable del punto de vista sanitario. Ahora ha entrado al mercado una mascarilla que se puede reutilizar con seguridad.






La mascarilla GHKill-VID-WiseProtec es reutilizable, resistente al agua, neutraliza los olores y mantiene sus propiedades antivíricas tras más de 50 lavados. Además, su diseño contempla un revestimiento biocida que neutraliza el Covid-19 cuando entra en contacto con su superficie. Tal y como destaca el virólogo del iMM Pedro Simas, coordinador de los test científicos que probaron su eficacia para neutralizar el virus, las pruebas "han demostrado una eficaz inactivación del SARS-CoV-2 incluso después de 50 lavados, observándose una reducción viral del 99% tras una hora de contacto con el tejido".



¿Cómo funciona y dónde se puede comprar?

Al entrar en contacto con la superficie tratada, la membrana protectora de la mascarilla se rompe y destruye el virus. Esta acción se puede visualizar como burbujas de detergente que entran en contacto con una superficie dura. Debido a que el funcionamiento del recubrimiento actúa físicamente, la superficie no se erosiona por la reacción química con los microbios, lo que permite que su efectividad se mantenga intacta durante más tiempo.
La mascarilla, que está disponible para el público general en gammasg.health, cuenta con cuatro modelos distintos, uno genérico y otras tres versiones premium que mejoran ciertas propiedades con el objetivo de aumentar la protección de la piel con Vitamina E, mejorar la sensación al respirar y servir como una prenda antiestrés.