EAE Business School y la Asociación Española de Directores de Recursos Humanos (AEDRH), han elaborado el quinto informe EPYCE 2018: Posiciones y Competencias más demandadas, en colaboración con la CEOE, el Foro Inserta de la Fundación Once y Human Age Institute de Manpower Group. Experto en blockchain y experto en ética de datos y privacidad son las dos profesiones del futuro, según el informe, que encuesta a responsables de Recursos Humanos de las principales empresas multinacionales españolas. Un 6,25% de los directivos ha elegido estas dos profesiones por encima del resto.

Profesiones bien pagados como experto en blockchain

Tras ellas, el informe recoge nuevas profesiones, cada vez más en alza y todas relacionadas con las nuevas tecnologías y la innovación: arquitecto de internet de las cosas (Internet of Things – IoT), elegida por un 5,9% de los encuestados, seguido muy de cerca por especialista en machine learning (5,7%) arquitecto e ingeniero 3D (5,53%), coordinador de bienestar y salud, y expertos en interfaz de datos y usabilidad (ambas elegidas por el 5,05%). Estos cambios en las profesiones del futuro se explican porque “el concepto de trabajo como tal, se ha deconstruido”, según la autora del estudio y profesora de EAE Business School, Pilar Llácer.


Para Llácer, la automatización marcará el futuro del trabajo: “los docentes tenemos el gran reto de enseñar competencias para que los profesionales sean capaces d adaptarse a los cambios porque sin duda sus trabajos se transformarán en los próximos años. Un ejemplo claro sería el del ingeniero informático, hoy una de las posiciones más demandadas y, sin embargo, será de las que más se automaticen”.

Trabajos que van a desaperecer

Así, con respecto a las posiciones que poseen un alto grado de automatización, el informe recoge, en cuanto a puestos administrativos, los directivos han escogido en su mayoría la propia posición de administrativo (43,70%) y la de control de gestión (44,95%). En lo relativo a los puestos de dirección aparecen los puestos de Chief Digital Officer (47,95%) y Chief Transformation Officer (42,42%). Por último, dentro de la ingeniería, encontramos el puesto de ingeniero informático (53,98%) y en Marketing, la persona responsable de redes sociales (48%).

Por contra, las posiciones que tienen menos posibilidades de desaparecer para los directivos encuestados son las que se relacionan con la familia de la salud: asesores médicos regionales (elegida por un 45,65%), especialista en asuntos regulatorios (45,83%), gerente acceso al mercado regional y nacional (48,89%), médico (48,08%), y visitadores médicos (50%).

¿Qué hay que saber'

Otro dato que aporta el informe es el referente a cuáles son las competencias más demandadas y las más difíciles de encontrar en el mercado laboral para los responsables de los RRHH. En los perfiles junior, las competencias más solicitadas por las empresas hoy en día son: el compromiso (10,7%), situándose como la competencia más demandada, la capacidad de trabajo en equipo (9,19%), la iniciativa (8,79%) y los idiomas (8,39%). En el futuro, serán muy similares: la capacidad de trabajar en equipo (9,20%), el compromiso (9,10%), y la iniciativa (7,94%).



Respecto a los perfiles senior, la competencia más demanda es el liderazgo (7,82%), seguida de la visión estratégica (7,39%) y la capacidad de gestionar el cambio (7,31%). Entre las competencias más escasas y difíciles de encontrar según los directivos de RRHH en los perfiles junior son precisamente el compromiso (14,55%), la resiliencia (8,62%), la visión estratégica (7,20%) y la iniciativa y proactividad (6,50%). Mientras las que resultan más fáciles de encontrar en los candidatos junior son la de negociación (1,84%), gestión de la diversidad (1,84%) e innovación (2,68%). Por su parte, en los perfiles senior, las competencias que más escasean son la capacidad de gestión del cambio (9,74%), los idiomas (8,92%) y la innovación (8,09%). En el futuro, la gestión del cambio seguirá liderando con un 9,75%, las competencias más escasas, pero conocer varios idiomas será algo mucho más habitual, con un 5,40%.