por Andres F. Tejero Gonzalez

El estudio de idiomas es algo que se hace desde el inicio de la humanidad para la socialización y la diplomacia,entre otras cosas, pero hoy en día el conocer un segundo idioma o más es muy común,sobre todo entre los más jovenes. A continuación relato mi experiencia en el Instituto Goethe, aunque hay una amplia oferta de academias de idiomas, esta institución es la más prestigiosa del idioma alemán.




El Goethe Institut es una institución pública alemana de gran relevancia y cuya misión es promover, divulgar y promocionar el conocimiento de la lengua alemana y su cultura. Además, este ente público trata de fomentar las relaciones exteriores entre Alemania y los países donde se encuentra. Su sede central está en Múnich. Está constituido desde principios de 2013 por trece institutos en Alemania y 145 en el exterior (de éstos, 35 son Centros Goethe).

Lo que es Cervantes para los españoles

Este instituto es el equivalente del Instituto Cervantes español, la Sociedad Dante Alighieri italiana, la Alliance Française francesa, el British Council británico o el Instituto Camoes portugués. Todos ellos trabajan por divulgar sus respectivas culturas por todo el mundo, favoreciendo así el conocimiento de algunas de las principales lenguas europeas, hecho por el que se les ha otorgado el Premio Príncipe de Asturias de Comunicación y Humanidades en el año 2005.

El elegir el idioma alemán es una cuestión de ‘libre elección’ pero en un país turístico, donde la mayoría de nuestros visitantes son de habla alemana, se convierte en una ‘necesidad’ para poderse comunicar y además supone un gran ‘merito’ en un curriculum vitae poseer un buen nivel del idioma alemán en España,sobre todo en mi sector, el turistico, ya que soy Doctor en Turismo, en la actualidad. Después de terminar mi Diplomatura de Turismo, opté a una beca especial de estudios de idiomas en el extranjero para los mejores expedientes universitarios del país,me concedieron la beca y opté por estudiar alemán en el Goethe Institut de Múnich.

¿Por qué alemán?

Como había estudiado alemán en mi carrera, me enviaron unos tests para evaluar mi nivel y asignarme nivel, los hice en mi casa y los envié por internet,l a beca era suficiente para abonar los gastos del curso que incluía el alojamiento con una familia o en una residencia de estudiantes,opté con una familia. Yo había estado varias veces en Alemania porque tuve una novia alemana y conocía Múnich. Llegué a finales de Septiembre, empezaba el OKTOBERFEST, la primera noche reservé un hostal juvenil en la ciudad y fui al Goethe Institut para que me dieran la información necesaria sobre el curso y el alojamiento.




El curso estaba dirigido a estudiantes jóvenes y mayores,por igual,pero había una mayoría juvenil,en mi clase había una chica italiana,otra rusa,un chico japones e incluso otra irakí,como ejemplo. Yo estaba en un nivel básico,a pesar de haber estudiado alemán en mi carrera. Cada día iba al OKTOBERFEST porque era un lugar muy divertido y porque,al no tener incluida la comida,comía allí. La amabilidad de los alemanes en el OKTOBERFEST era algo muy común y las sensaciones para un español o un turista allí son muy buenas. Había atracciones de feria, puestos de comida y bebida y souvenirs. También mis compañeros iban al OKTOBERFEST y comentábamos en clase nuestras experiencias,el ‘ambiente’ de las clases era muy agradable y había algo muy sorprendente y es que en el GOETHE INSTITUT de Múnich hay mucha gente que habla perfectamente español y son muy gentiles.

Hay que establecer un vinculo...

Durante el curso aprendí mucho de la cultura alemana y el idioma y fue una experiencia inolvidable y tengo que recomendar que se estudien idiomas en los países de origen de los mismos porque los practicas en el metro, en los autobuses y en la calle. En definitiva para aquellos que no hemos podido tener la suerte de poder tener ERASMUS, el estudiar un mes en el GOETHE INSTITUT en Alemania equivale a estudiarlo 1 año aquí porque ‘vives’ en alemán ‘día a día’.Recomiendo que se realicen estos estudios, por ejemplo,durante un mes, en verano o vacaciones, y seguro que no se arrepentiran.